Me permito hacer un comentario a este articulo, dándole la razón a quien lo escribe, aunque no tengo el gusto de concer, y aunque tal vez soy la persona con menos autoridad para hacer un comentario o una critica, quiero expresar mi gran decepcion y dolor como riobambeña que soy por lo que esta sucediendo en mi ciudad natal.

A pesar de que no vivo en ella la sigo amando con todo mi corazon, cada vez que voy, me siento mas desolada de ver el desorden y el atraso de la misma, porque el hecho de que haya crecido en población y que se hayan construido nuevos centros comerciales no significa que haya un verdadero progreso en la ciudad, y haciendo un mea culpa, pienso que la razón se debe a que los RIOBAMBEÑOS, me refiero a los verdaderos, a los que nacimos en esa hermosa ciudad, crecimos en ella y disfrutamos de la hermosura de sus paisajes, su gente amable y educada, llena de amor y generosidad, que nuestros antepasados vivieron, se formaron y establecieron sus raíces en esta muy noble y muy leal San Pedro de Riobamba. LA HEMOS ABANDONADO a su suerte. Ahora ya no hay riobambeños en Riobamba, pues el hecho de que nuevas generaciones hayan nacido en ella, no significa que le tengan el amor y el respeto que se merece, estamos llenos de afuereños, de otros cantones, de otras provincias de otros lugares, que poco o nada les importa la ciudad, únicamente su beneficio personal; y los pocos riobambeños verdaderos o descendientes de ellos, de familias muy antiguas, que conformaron y son parte de la historia de nuestra ciudad, ya no tienen el deseo ni el valor que sus antepasados para defender la que un dia fue la hermosa SULTANA DE LOS ANDES, han sucumbido ante el peso de la presión de los "NUEVOS RIOBAMBEÑOS", que hacen y deshacen a su gusto sin pensar que los únicos que se perjudican son ellos mismos, y principalmente la ciudad, pues al no ofrecer el encanto de antes, y los atractivos turísticos, -no por falta de ellos- la ciudad va muriendo cada dia. Espero que nos sacudamos de esta modorra y que los verdaderos Riobambeños nos unamos para no permitir que sucumba nuestra hermosas ciudad, que los que estamos afuera y la amamos, no solo vayamos para disfrutar de los toros y la feria de Macaji, o los desfiles y los bailes, o a visitar algún pariente que tenemos por alla y luego regresamos muy contentos porque comimos el hornado y las empanadas de morochos o el pan de la Vienesa que como ese no hay otro igual; pero vamos criticando del desorden del trafico y la suciedad en sus calles, sino que arrimemos el hombro, invirtamos nuestro tiempo y nuestros recursos en nuestra hermosa tierra, ¡ RECUPEREMOS O QUE POR HERENCIA ES NUESTRO! pero por desidia y desamor lo estamos perdiendo

Disculpen si por causa de este comentario alguien se siente ofendido, pero es lo que siente mi corazón de Riobambeña

Maria del Carmen Leon Rodas

Vistas: 288

Responde a esto

© 2017   Página Creada por RIOENRED.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio